Instagram Widget

header ads

Cosas que no sabías del papel aluminio


Desde la cocina más grande hasta la más pequeña, el papel aluminio prácticamente está en todas las despensas. Sin embargo son muy pocos quienes saben usarlo de forma correcta y sacarle el provecho que este material ofrece.

Lo primero que se debe conocer es que tiene dos lados diferentes con propiedades también distintas. El lado opaco se encarga de absorber las temperaturas exteriores, mientras que su lado opuesto, el brillante, hace justo lo contrario; es decir, repele las temperaturas que llegan de fuera.
La cara más brillante hacia adentro para cocinar

Esta característica es muy importante a la hora de llevar un plato al horno. Si quieres que la preparación se hornee correctamente, se debe cubrir el producto con el lado brillante hacia adentro. Por ejemplo, si se envuelve una papa con papel de aluminio para asarla y se pone el lado que brilla hacia afuera, el material reflejará el calor del horno y la papa tardará más en hacerse.

Eso mismo ha de considerarse a la hora de conservar alimentos: el lado que brilla no debe quedar en la parte exterior, sino que debe ir hacia adentro. En el caso de que se quiera congelar un producto, el principio es el mismo.

Una de las bondades del papel aluminio es que permite sellar herméticamente los alimentos, lo que, al cocinar, hace que se intensifiquen los sabores. Así que se debe tener en cuenta no condimentar demasiado los alimentos si se escoge esta vía, ya que el sabor se potenciará en mayor medida de la que se habría deseado. Recuerde que debe tener mucho cuidado al retirar el papel, porque el vapor que sale en ese momento puede llegar a quemar.

Otra forma de aprovecharlo es cuando se llega a romper parte del cascarón de un huevo. De ser así, envuélvalo en papel aluminio con el lado brillante hacia adentro, guárdelo en el refrigerador y, cuando vaya a cocinarlo, sin quitarle el envoltorio, póngalo en agua hirviendo para hacerlo cocido.

Seguro estás pensando, ¿cómo no sabía esto? 

A veces las cosas más lógicas son las más impensables, ahora, en lugar de un simple material, tienes en el papel aluminio un aliado para tu cocina.

GDLPost