miércoles, 2 de junio de 2021

¿Le entramos o no le entramos? (parte 2)

 Pero vamos dirigiendo la mirada hacia adelante, porque a mí me educaron a que, si bien hay que conocer nuestra historia, y conocerla bien, para evitar cometer los mismos errores, también hay que ver al futuro, y planearlo.




Las lecciones que nos deja esta elección son, a mi parecer, las siguientes:
- Candidatos improvisados
- Candidatos sin conocimiento mínimo del puesto para el que compiten
- Ataques, injurias y descalificaciones fueron la constante
- Propuestas MUY pobres, y en algunos casos, nulas
- Los cómo (¿cómo van a llegar a cumplir esas promesas?) brillaron por su ausencia
- Intromisión de autoridades de los tres niveles de gobierno en el proceso electoral
- Récord en los niveles de violencia contra candidatos y candidatas



Pero ¿cómo lograr un cambio en tan poco tiempo para que tengamos mejores procesos electorales? Presionen al diputado de su distrito, al senador de su estado, para que se hagan los cambios necesarios en la ley electoral, y en sus reglamentos.


A nivel local, yo propongo que, para atacar la pobreza enpropuestas, la autoridad electoral (el IEPC Jalisco) haga cambios con relación al formato de los debates y encuentros entre candidatos, ya sea a gobernador, presidentes municipales, o diputados locales.


Los actuales formatos de debates no brindan la oportunidad para contrastar propuestas. Solamente sirven para atacar al rival, al puntero, al que crees que está cerca de ti en las preferencias del electorado. Son meros circos, montados para que den rienda suelta a sus ocurrencias, para el chisme y la denostación del contrario. Y si por azares del destino, alguno de los candidatos o las candidatas, tiene una propuesta, es mera palabrería, sin sustancia, sin evidencia, sin explicar cómo se cristalizarán esas propuestas.


La autoridad electoral debe replantearse si esos ejercicios contribuyen a que los ciudadanos tengan un mejor panorama de los candidatos, pero sobretodo de sus propuestas, para así poder elegir la opción que sea la mejor para ella, o él. Los formatos actuales brindan a lo mucho, 2 minutos de exposición para los candidatos. Ese no es tiempo suficiente para explicar a detalle sus propuestas. Y podrá haber quien argumente que para eso está la campaña, para que detallen sus propuestas. Sus mítines, sus eventos en los mercados, con sindicatos, con gremios empresariales. Pues no, la realidad es que el grueso del electorado no sigue esos eventos. Y menos aún, si los medios de comunicación no dan cobertura a todos los candidatos. Honestamente pienso que para los medios de comunicación es imposible cubrir a todos los candidatos, en todos sus eventos.


Bueno, pero para eso están los promocionales en redes sociales y los espacios en televisión y radio, ¿no? Pues tampoco sirven para contrastar ideas sobre el mismo tema. Hay candidatos que tiene su propia agenda de campaña, y hay temas que no tocan, ya sea porque desconocen todo sobre el mismo, o porque no les conviene (aborto, legalización de drogas).


Propongo realizar exposiciones de propuestas por temas. Por ejemplo, para presidentes municipales. Primer encuentro: alumbrado público, pavimentación, y recolección de basura. Asisten todos los candidatos. Cada candidato tiene 5 minutos para exponer lo más detallado posible sus propuestas para esos tres temas. En la segunda ronda, se pueden cuestionar las propuestas de otro candidato, y para eso deben pedir la voz. No hay interrupciones. Si hay descalificaciones o ataques personales, y no a las propuestas y sus cómo, se le retira la oportunidad de hablar al candidato que lo haga.

Se me ocurre un encuentro también para obra pública, parques y jardines, y medio ambiente. Mismas reglas. Mismo tiempo de exposición. Un tercer encuentro, solamente para exponer sobre seguridad pública, por ser un tema de interés general, y de gran relevancia en estos tiempos.


Creo que, de esa manera, los ataques y descalificaciones se minimizarán en las campañas. Se priorizarán las propuestas y los cómo. Y eso, señores, favorecerá siempre al electorado, que está hambriento de escuchar propuestas, posibles soluciones a los problemas de la comunidad.


Los candidatos no son expertos en todos los temas, dudo que sean expertos en algún tema en específico. Pero deben ser personas que tengan la capacidad de rodearse de expertos que nutran sus campañas con propuestas realistas, realizables, económicas, innovadoras, y medibles.


Y esos encuentros los obligará a acercarse a esos expertos. Para escucharlos. Para tomar en cuenta, también, a la sociedad, que necesita soluciones para su comunidad.


Estamos pues, ante un reto enorme. Tenemos tres años para cambiar este circo tan vergonzoso que vivimos en este 2021. ¿Tomamos el reto o lo dejamos pasar? ¿le entramos? o ¿nos damos la vuelta por donde vinimos? Ustedes mismos respondan esas preguntas. Eres libre de elegir, eres libre de responder.



“Los gobernantes tienen un solo mérito: saberse rodear de gente calificada para las diferentes posiciones de su gobierno. Su única responsabilidad: escucharlos, y hacerles caso”

Publicar un comentario

Whatsapp Button works on Mobile Device only

Start typing and press Enter to search