lunes, 19 de julio de 2021

UIF presenta nueva demanda en contra de Emilio Lozoya

La Unidad de Inteligencia Financiera (UIF) presentó a la Fiscalía Especializada en Materia de Combate a la Corrupción, adscrita a la Fiscalía General de la República (FGR), una denuncia en contra de Emilio Lozoya Austin (ex director de Petróleos Mexicanos), y once personas físicas más, así como 33 personas morales por presuntos delitos de desvío de recursos públicos mientras desempeñó el cargo frente a la paraestatal.




La UIF detectó un esquema de lavado de dinero en Petróleos Mexicanos entre los años 2012 y 2016 a través de contratos otorgados a empresas ligadas a Odebrecht, objeto de gran cantidad de denuncias de corrupción y contratos anómalos, en las que se entregaron millonarias cantidades de dinero en favor de diversos servidores públicos.


Con el actual proceso, se acumular seis en contra de Lozoya Austin quien estaría envuelto en acusaciones de enriquecimiento ilícito y desvío de recursos públicos para financiamiento de campañas políticas.


Entre las operaciones destaca una empresa relacionada con la multicitada Odebrect que recibió contratos por más de tres mil millones de pesos por conceptos de "construcción", que finalmente no se realizaron, por lo que se presume fue uno de los mecanismos para lavar dinero de procedencia ilícita.


El mismo Lozoya Austin regresó hace unos meses de España en calidad de testigo en "criterio de oportunidad", por lo que aún no ha sido procesado por las acusaciones que recaen en su contra.


GDLPost


Entre 

En el primer grupo de operaciones, las empresas fueron las receptoras de los recursos públicos erogados por Pemex y organismos gubernamentales de forma injustificada, destacando que éstas guardan relación directa con Odebrecht, por medio de diversos vínculos corporativos, financieros y/o comercial, se informó en un comunicado.

Entre estos, la UIF destaca una empresa de Odebrecht la cual, durante la administración de Emilio registró de 2014 al 2016, transferencias por más de tres mil millones de pesos supuestamente por concepto de pagos por la prestación del servicio de “construcción” a favor del gobierno federal; sin embargo, dichos servicios no fueron realizados, por lo que posiblemente fue parte de la mecánica de las operaciones.

En el segundo grupo de la operación, las empresas recibieron los recursos del primer grupo y se encargaron de transaccionarlos y estratificarlos mediante un esquema de triangulación de recursos, para posteriormente enviarlos a empresas con características de fachada las cuales se encargaron de difuminar los rastros de los activos ilícitos mediante un esquema de dispersión de recursos.

Por medio del retiro masivo de efectivo en zonas donde se llevaron a cabo comicios electorales, como en Tamaulipas, Veracruz, Hidalgo y Ciudad de México, esta última ciudad pudiera estar relacionada con los pagos derivados de sobornos a favor de Emilio Lozoya.

Publicar un comentario

Whatsapp Button works on Mobile Device only

Start typing and press Enter to search