miércoles, 18 de agosto de 2021

Un seguro inseguro

Sigo esperando un discurso real sobre la justificación del regreso a clases el 30 de Agosto, y no lo encuentro, no es suficiente “decir” que maestros y directores están trabajando con las condiciones para que los niños regresen a las aulas de manera “segura”. Hay que tener mucho cuidado cuando se utiliza la palabra “segura”. 




Con casi mil muertos este Miércoles ( 940 ) y superar las 250 mil desde que comenzó la pandemia y un nuevo pico de contagios en 24 horas de 28 mil 953 no hay argumento científico que avale que el regreso con esa “seguridad” se dé, dando ahora paso a un nuevo discurso, más aterrador: en caso de un brote de Covid19 en una escuela, ésta No se cerrará, dicho por la propia titular de la SEP Delfina Gómez, luego de que el gobierno federal desechó la carta que deslinde de responsabilidad que luego calificó de fake news, tras darse cuenta que jurídicamente sí podría existir elementos para demandar en caso de una eventualidad de contagio.




Podremos señalar al gobierno de falta de capacidad en muchos aspectos pero no olvidemos que desde el principio, la falta de empatía del ciudadano ha sido emblemática para que este escenario continúe a la alza. La presencia de quienes promueven la no vacunación polariza aún más los ánimos en medio de una debacle donde algunos sectores siguen sin poder obtener su certificado de vacunación por errores del sistema, así como hay quienes siguen sin el uso del cubre bocas y de que, a estas alturas siguen advirtiendo que el Covid 19 es un invento.




Al gobierno de México le urge regresar a esa normalidad como si fuera un paso en el tiempo, evadiendo la realidad mundial, sin importar ahora como a los niños con cáncer si incluso mueren, la comunidad Médica regresa al colapso, al cansancio, a los hospitales saturados. Comienza la crisis de oxígeno en algunos puntos del país y desde el púlpito mañanero no hay tiempo para un discurso de aliento, o de una estrategia real; las cortinas de humo ahora van desde el quien es quien en las mentiras que la de ayer fue como escupir para arriba, hasta el lamentable circo de un  pseudoreportero que sugirió una sección en la que se presentaran a los que más ofenden al presidente.




No hay condiciones, no en este momento, no ahora cuando la ola como Tsunami impredeciblemente sigue ocasionando muertes. Aunque sabemos ya, un posible discurso ante una eventualidad, el coche parece que va derecho sin importar a quien se lleve y eso puede ser un caldo de cultivo muy peligroso socialmente.




Nos queda sólo resolver con las autoridades educativas un modelo verdaderamente seguro y funcional, porque aquí en Jalisco se advirtió al menos que la mesa de salud tiene la última palabra justo en el último minuto antes del banderazo de reinicio escolar.




Sólo piense en una cosa: no hay camas disponibles de momento en el eventual caso de que su hija o hijo requiera hospitalización, y ese también es un parámetro que advierte que justo en este momento no hay esa condición que convierte en inseguro un regreso a clases presenciales que venden como “seguro” .


Ramiro Escoto Ratkovich 

Twitter: @Ramiro_Escoto

Whatsapp Button works on Mobile Device only

Start typing and press Enter to search